Almohadillas intumescentes

Especialistas en sacos intumescentes

protecciones ignifugas del centro portada

Las almohadillas intumescentes son un sistema de protección pasiva contra el fuego muy utilizado en sellados de paso de instalaciones de manera temporal, cuando el hueco a cubrir es pequeño o se prevén cambios frecuentes de cables o tubos.

La instalación de estas almohadillas ahorra tiempo y costes, ya que ofrecen flexibilidad para hacer los cambios que sean necesarios. Su funcionamiento es muy sencillo: al tratarse de pequeños sacos intumescentes, cuando estos entran en calor alrededor de los 150ºC, se expanden para sellar los huecos y evitar así el paso de las llamas y gases tóxicos.

Frene la propagación del fuego

A la hora de proteger una estructura metálica es muy importante saber que el acero no se quema. Sin embargo, sí que se calienta hasta perder su resistencia estructural, pudiendo llegar a los 550ºC en solamente 17 minutos. Lo que conseguimos con las almohadillas intumescentes es impedir el paso del fuego.

Las ventajas de los saquitos intumescentes

Los sacos ignífugos se aplican muy fácilmente, no son tóxicos y son sencillos de aplicar o retirar en el caso de que sea necesario. Además, cuentan con muchas otras ventajas:

Solicite su presupuesto

¿Por qué elegir nuestras almohadillas intumescentes?

Contando con Protecciones Ignífugas del Centro no solo tendrá acceso al suministro que necesite de aquella solución ignífuga, sino que además contará con un equipo de técnicos especializados en la materia.

Nuestro equipo le presentará un presupuesto de las almohadillas intumescentes ajustado a sus requisitos o bien le recomendará otros productos que puedan cumplir con lo que exigen las normativas, y proporcionar una protección satisfactoria de acuerdo con las características de las superficies a ignifugar.

Como tantos clientes podrán asegurar, trabajamos con precisión y atención a las particularidades de sus instalaciones y al aislamiento térmico, sobre todo manteniendo la normativa para ignifugar una nave industrial.

¡Contacte con nuestro equipo!

Por favor, rellene este formulario y nos pondremos en contacto con usted lo más pronto posible.





    (*) Campos obligatorios

    He leído y acepto la política de privacidad*

    Preguntas frecuentes sobre las almohadillas intumescentes

    Estas almohadillas son resistentes al agua, calor, luz y hielo, por lo que se pueden instalar prácticamente en cualquier proyecto de construcción. De este modo, son ideales para usarlas en tubos o pasos de cable.

    La función de los sacos ignífugos es la de sellar totalmente el paso de tubos y cables para así evitar la propagación de las llamas por los espacios que puedan haber en caso de incendio. Los sacos, en contacto con el fuego, expanden su material intumescente, evitando el paso del fuego al actuar como selladores intumescentes.

    Es muy importante que se coloque más de una almohadilla en los huecos que puedan haber para cubrir todos los espacios de manera óptima. Para ello, se colocarán presionadas con el lado más largo en el sentido de las instalaciones.
    Dependerá de las características únicas de la instalación a proteger. Para cualquier consulta, no dude en contactar con nuestro equipo de expertos con una amplia experiencia en el sector de la protección pasiva contra incendios.